The Other Sister

The Other Sister - Leanne Davis EDIT: enero, 2015

Retomado y terminado: 2.5

Hay libros peores. La parte final no fue mala. Me terminó por convencer la pareja.

Igual, sigo sosteniendo lo dicho en la primera reseña ;

reseña original: 2014 (?)

Leí este libro hace bastante y no volví a pensar en la desagradable historia hasta que retomé la serie hace unos meses (y la última entrega hace unos días).

Tenía potencial para ser un romance, al menos, original. Si siguen el género New Adult, sabrán que las tendencias a acatar son las de siempre: las minas son todas malas putas y envidiosas, los hombres son todos mujeriegos/machistas/tontos, todos tienen un pasado trágico y los únicos que merecen amor son quienes se abstienen y esperan al verdadero amor/o se arrepienten del pasado (sea trágico o no). Y lo que atrapa the "The Other Sister" es que los roles están cambiados (en un principio) porque la gran protagonista es una esque-Linsday Lohan/Paris Hilton/y todas las "famosas" envueltas en un solo personaje, esta hija de millonarios y de familia de soldados que lleva una vida "promiscua" y "vergonzosa" (esto según las palabras de los demás personajes), y no deja de "querer llamar la atención constantemente".

Hubiera sido maravilloso; genial, a pesar del trasfondo militar (odio los contextos de milicos, y sobre todo las boludeces de patriotismo y guerra que suelen tener los yanquis). Al menos hubiese sido pasable, más que la mayoría de los demás "newadultes" de no ser por la manera en que constantemente humillaban y denigraban a la Lindsay Lohan en cuestión. ¡Hasta el propio muchachito no paraba de hacer énfasis en lo "asquerosa" que era! Hablaban de ella como si no fuera un ser humano, la tiraban de acá para allá como si fuese un animal-no, peor de que si se tratase de un animal, porque seguro hasta al perro más enfermo o moribundo le hubiesen tenido más respeto. Por favor, ¡Es un ser humano!! (Adentro de la ficción, claro, :P) Entiendo que todos los personajes son unos soldados "castos y estrictos" y toda la bola, y el honor, y la seriedad, y toda la cucharazca que se crean que son, pero , en serio: Como mínimo un permítanle un poco de dignidad! Señora autora, a usted le digo (ja).

Lamentablemente, esta es una de esas novelas en donde la "activa vida sexual" de su protagonista es una "consencuencia" de su pasado trágico. De ese estilo en donde se cree que una mujer no pueda ser "una atorranta" a menos que tenga una "razón" (me zarpo con las comillas, pero es para usar palabras comunes del vocabulario misógino), como si no pudiese disfrutar de su sexualidad simplemente siguiendo sus necesidades íntimas, sino pura y exclusivamente porque tiene un trauma que la obliga a tener sexo. Como si no fuera natural que las mujeres quieran cog***, o sea, tiene que existir algo triste y anormal en sus vidas que las lleve vivir esa vida de "pecado" ( WHAT???) Es una creencia (?) muy común pero, en la vida real, sabemos que las mujeres ... no se horroricen... tienen sexo!!! porque quieren!!!!!!!! NOOOOOOOO!! EL mundo se va acabar! Dónde quedaron los valores???

*respiro y aliso mi alborotado plumaje* (pero sin adoptar aires virginales , como diría Rhett Butler).

La protagonista sólo alcanza un determinado nivel de humanidad (en los ojos de la autora, obviamente, pues es quien decide el punto de vista) cuando deja de tener relaciones, tomar, drogarse, o lo que fuere. Y entiendo que la "excusa" que da a su comportamiento "fatal" es esa vida de mierda con su padre y etc etc etc , todas las desgracias que vivió, pero , incluso teniendo en cuenta eso ... durante más del 80% de la novela se la trata como un cacho de carne podrida, ¡hasta desde su propio punto de vista!. Lamentable. El lenguaje utilizado cuando se la menciona (sea a través de descripciones o diálogos de otros personajes) está específicamente intencionado a que nosotros, los lectores, sintamos asco.

EN fin, no pensaba hacer nunca esta reseña pero, como dije antes, leí los libros que le siguen y son , sorprendentemente, MUY buenos. Aparentemente la autora recibió buenas indicaciones.

Este, sin embargo, es una decpeción.